Leonel Morales de Bolívar. (APG)
Leonel Morales de Bolívar. (APG)

Guabirá dejó que Bolívar se escurra entre sus manos con la derrota que sufrió por 1-2 en el estadio Gilberto Parada, de Montero, y los celestes siguen sumando puntos para ampliar su diferencia como puntero en el torneo Apertura de la Liga cuando aumentaba la presión de The Strongest por llegar a la cima.

Los rojos comenzaron el partido este domingo con el pie derecho, tomando la delantera en el marcador; sin embargo, sostener esa diferencia fue una labor pesada y fue difícil llegar a la conclusión de este compromiso con los tres puntos en sus manos. El cuadro de Montero lamentó las fallas que tuvo en el complemento de las acciones y sufrió el desgaste físico.

El delantero José Alfredo Castillo mantiene la jerarquía en la definición, con su talento colocó al local adelante (1-0) a los cinco minutos a través de un disparo derecho colocado por encima de la humanidad del arquero Diego Zamora, aprovechando que el golero estaba unos pasos adelantado.

En esta acción Castillo tuvo la asistencia de Hernán Melgar, para la segunda etapa de este cotejo el delantero tuvo que batallar de manera solitaria, porque Melgar fue sustituido por Mauricio Chajtur y la presión bajó de intensa a media. Esta salida fue por determinación del entrenador Federico Justiniano.

La Academia está como líder cómodo con cinco unidades por encima del Tigre gracias a los goles de Gastón Cellerino, el atacante fue criticado por la falta de definición, pero en la fecha apreció en los momentos de apuros para que el plantel pueda respirar con tranquilidad.

Cellerino colocó el 1-0 a los 23´ con un toque suave dentro del área y mandando el balón por entre las piernas del arquero Carlos Arias luego de un desborde por la izquierda de Leonel Morales, quien a su vez fue habilitado por Rudy Cardozo.

El complemento de las acciones fue más difícil para Guabirá, el control del compromiso pasó al lado de los bolivaristas y fue más sencillo para el equipo paceño producir ocasiones de gol hasta dar con un centro desde la derecha que llegó al área, donde Cellerino reaccionó rápido para definir con un derechazo (80´). Los defensores rojos pestañearon un segundo y ese descuido le costó caro.

Sin Melgar para apoyar a Castillo, la ofensiva del elenco azucarero dejó la confrontación directa contra los defensores de Bolívar para probar otras alternativas como los remates de larga distancia y por esta vía Miguel Ríos estuvo cerca de marcar, pero Zamora reaccionó a tiempo a los 68´. Luego de esto, el ataque local fue liviano.

Esta derrota deja a Guabirá en el fondo de la tabla de posiciones, esta fue la tercera caída consecutiva y la hinchada que asistió al escenario deportivo rechifló la actuación del equipo, porque queda comprometido con la zona de descenso directo.

Tu comentario

Comments are closed.