Tras la aprobación del reglamento para el doble aguinaldo y el rechazo a este por parte de la Central Obrera Boliviana (COB) los productores en  Cochabamba están preocupados por los desempleos que generarán a futuro a pesar de la ampliación para el pago. El sector adelantó que generará al menos el despido de 10 mil trabajadores.

El asesor legal de la Cámara Agropecuaria de Cochabamba, Rolando Morales, dijo que ésta situación profundiza la división de los bolivianos.

“El hecho de pagar el segundo aguinaldo va generar aproximadamente que tengamos que despedir a 10 mil empleados del sector agropecuario cochabambino. Así mismo estamos preocupados porque el anuncio de la Central Obrera Boliviana que le había concedido, de 72 horas al gobierno nacional va continuar profundizando una división entre boliviano”, informó.

Morales le pide al Gobierno escuchar a la población y volver a la mesa del diálogo entre la empresa privada, mediana, pequeña, sector agropecuario, comerciantes y otros para plantear sus problemas y necesidades.

“Recordemos que el propio INE (Instituto Nacional de Estadísticas) ha anunciado que Bolivia tiene aproximadamente 5 millones de habitantes económicamente activos y apenas el 20 por ciento va a recibir este beneficio, vale decir que 4 millones van a estar sin este beneficio”, sostuvo.

COCHABAMBA/Fides

Tu comentario