El presidente de la Cámara de Diputados, Víctor Borda (MAS), anunció que hará una petición de informe sobre los depósitos millonarios que recibieron dirigentes de los choferes, en cuentas particulares, de parte de la estatal Vías Bolivia. Planteó que el Ejecutivo haga una auditoría.

El caso fue revelado por el diputado opositor Wilson Santamaría, quien puso al descubierto que desde 2008 Vías Bolivia deposita en cuentas de dirigentes de los choferes parte de la recaudación en el peaje de la Autopista La Paz-El Alto, para un Fondo Pro Salud.

El presidente de la Cámara Baja cuestionó que se hagan depósitos a cuentas personales, cuando deberían hacerse a cuentas colectivas o institucionales.

Respecto al uso de ese dinero, Borda manifestó que “cualquier persona tiene que ser objeto de una auditoría”.

“Si hay falta de socialización respecto a estos elementos, bueno lamentablemente, seguramente, tendrá que un determinado momento intervenir el Órgano Ejecutivo para pedir mínimamente una auditoría”, señaló.

El acuerdo denunciado por Santamaría dispone que Vías Bolivia cobre un adicional de 20 centavos en el peaje de la Autopista La Paz-El Alto, para el Fondo Pro Salud de los transportistas.

Un informe de Vías Bolivia señala que entre 2008 y 2017 se transfirió 11,9 millones de bolivianos a la dirigencia de los choferes sindicalizados. El detalle demuestra que se depositó el dinero en cuentas personales de dirigentes como Ismael Fernández, actual ejecutivo nacional de los transportistas.

LA PAZ/

Tu comentario